EJEMPLO DE DICTAMEN PERICIAL

De entre los diferentes casos en que un Arquitecto Técnico se considera adecuado para intervenir como Perito Judicial, el de la calidad y coste de los materiales encaja perfectamente dentro de sus funciones. No sólo en el ámbito de las pericias, sino en general, en el proceso edificatorio como el agente profesional que se ocupa de dichas cuestiones: en el control de recepción de los materiales, la adecuación a las calidades definidas por el proyecto y el contrato, el cumplimiento de las exigencias normativas, su correcta colocación, etc. Para ello, debe ser conocedor de todos esos aspectos para que, en el caso de tener que mediar en el proceso judicial,  tenga un criterio suficientemente sólido como para actuar de forma justa.
Sí, todos estos aspectos son importantes para el criterio del Perito, pero los conocimientos y la propia experiencia deben ir de la mano de otras cualidades como la imparcialidad, la ética, la honradez y la honestidad profesional para saber en qué lugar nos encontramos. Son esas cualidades que un Perito debe asumir para ser bien considerado y estar seguro de sus actuaciones. Sólo así podrá defenderse la Pericia con la suficiente convicción ante quien debe impartir justicia.
Decir que todo esto está implícito en el caso que voy a exponer quizás sería demasiado, pero sin duda fueron los objetivos que se persiguieron, y muestra de ello es que el tribunal haga alarde de tu actuación. No se trata de un caso complejo, pero el esquema de trabajo sí puede servir de ejemplo.

ANTECEDENTES

El proveedor del producto demanda al contratista por el impago de unas facturas sobre el suministro de paneles metálicos para cubierta, que debieron ser colocados de forma urgente tras un temporal de pedrisco que afectó a la mayoría de edificios de la población. Aun habiendo instalado dichos paneles, el contratista alega sobre el impago que la calidad del material suministrado y su precio no se correspondían con los que había solicitado. Por el contrario, alegó a la inmediatez con que debían realizarse sus trabajos para no rechazar los materiales que le habían sido suministrados.
Existían diferentes tipos de perfiles y paneles, a su vez colocados en diferentes edificios.
Las cuestiones planteadas por el tribunal eran:
  1. En relación a las facturas y albaranes aportados con la demanda, dictamine si el precio de los mismos en el momento en que fueron servidos se correspondía con el precio de mercado.
  2. Explique la diferencia de calidad entre perfiles de 0,6 y perfiles de 0,5 mm así como la diferencia de precio por metro cuadrado.
  3. Explique la diferencia de calidad entre paneles de 0,5/0,4 mm y paneles de 0,4/0,4 mm así como la diferencia de precio por metro cuadrado.
  4. Explique la diferencia de calidad entre remates de 0,6 mm y remates de 0,5 mm así como la diferencia de precio por metro cuadrado.
  5. Con visita a los inmuebles que elija de los que se aportaron en anexo, dictamine si el material allí instalado se corresponde con lo facturado por la actora o si por el contrario la calidad y grosor del mismo difiere y es menor.
ESQUEMA DE TRABAJO Y PROCEDIMIENTO

Se estableció un primer contacto con las partes (proveedor y contratista) para tener una primera impresión sobre la opinión del caso, solicitando a su vez su colaboración. Del proveedor se obtuvieron las características de los materiales y precios, sobre catálogo comercial; con el contratista se concretó una visita a los diferentes inmuebles para extraer muestras de los materiales colocados, incluso colaboró disponiendo los medios necesarios para poder acceder a las cubiertas, en este caso un camión con cesta elevadora.
De esta forma, la visita debía ser encarada con el suficiente conocimiento previo para ver de qué materiales se trataba, y comprobar si los que estaba mostrando el contratista coincidían realmente con los de la marca comercial demandante. Por otro lado, se hizo una selección previa de las muestras que debían extraerse, representativas de las entregas de cada material.
El esquema de trabajo fue:

Pasos previos:
  •   Recopilación de información sobre los materiales suministrados, bibliografía, catálogos, etc.
  •   Selección de edificios de los que se extraerían las muestras.
  •  Elaboración de fichas de campo para identificar las diferentes muestras.
Trabajos de campo:
  •  Preparación de útiles para extraer las muestras (tijeras de chapa, rotulador, cámara fotográfica, camión con cesta elevadora).
Elaboración de la Pericia:
  • Consulta de precios de mercado de diferentes marcas comerciales y Base de precios del COAAT de Guadalajara.
  • Análisis de la información obtenida con las fichas de campo.
  • Análisis del espesor de las muestras extraídas por laboratorio homologado.
  • Redacción del Dictamen Pericial, conclusiones y exposición ante el tribunal.
 
Se prefirió encargar el análisis del espesor de las muestras a un laboratorio homologado, para que los resultados no engendraran dudas sobre las mediciones realizadas. A pesar de que el coste de esta decisión fuese mayor que la obtención de resultados por el propio perito, no cabe duda de que se ofrecerían mayores garantías sobre la veracidad de los datos y con ello, una mejor defensa de los resultados.
Un ejemplo de las fichas de campo realizadas:
Y los datos obtenidos en laboratorio:
Podemos ver cómo en laboratorio se realizaron mediciones sobre el grueso del perfil más el grueso de la capa de pintura. De ello fue posible extraer que el grosor comercial era el del perfil metálico más la pintura, hecho que provocaría la discusión con el demandado al tratar de justificar que el espesor era inferior al requerido.
En la exposición ante el tribunal, fue necesario aclarar que si bien el espesor de la parte de material resistente no era el que aparecía en el catálogo comercial, se trataba del espesor para el cual el fabricante garantizaba unos valores concretos de resistencia, los cuales sí eran representativos de la muestra. Es decir, espesor y resistencia mecánica son las características del material por las que en fase de diseño, se opta por uno u otro tipo para que el material sea el adecuado a las cargas a las que debe hacer frente. Y en concreto los materiales se adaptaban a dichas exigencias. Este argumento dejó en evidencia la relevancia que el demandante quiso darle al espesor de la capa de pintura.
En cuanto a los precios, se realizó el siguiente cuadro comparativo:
Como conclusión del Dictamen,
puede concluirse que el espesor de los distintos materiales suministrados por ……….. ……S.A. a ….. …… ……, fue el expresado en la descripción utilizada en las facturas y albaranes emitidos, y la calidad de los materiales, derivada del espesor y composición de los mismos, es la que corresponde con los materiales facturados, ya que cumplen con la descripción dada por …….. en las facturas y albaranes emitidos.
Y como conclusión del Tribunal,
Así, el motivo que debe satisfacer a cualquier Perito no es otro que el de dar por cumplida la misión del Dictamen, aclarando las dudas del juzgador, y que el propio Tribunal asimismo alude en su Sentencia:
  • Que la opinión sea elaborada, clara y contrastada.
  • Que se hayan realizado las muestras y ensayos precios.
  • Que la opinión del Perito sea expuesta sin fisura alguna ni contradicción.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s